Y ahora, ¿qué?

La crisis del coronavirus ha quebrado visiblemente la normalidad, y sus consecuencias han acrecentado las abruptas brechas existentes, perjudicando el bienestar de la ciudadanía. Siendo conscientes de la criticidad del contexto, resulta indispensable seguir avanzando hacia un modelo social y económico que vele por el bienestar de todas las personas, y en especial, de las más vulnerables.

A este respecto, la humanidad y la cooperación son clave para poder seguir tendiendo puentes en pro de un desarrollo social que contribuya a afrontar los múltiples retos existentes de forma cohesionada, responsable y duradera.

En la Fundación seguimos trabajando intensamente para adaptarnos a la actual situación y seguir dando respuesta a los desafíos a los que se enfrentan personas que, con anterioridad al desencadenamiento de la pandemia, ya se encontraban en una situación de especial vulnerabilidad.

En un primer momento, y tras decretarse el estado de alarma, procedimos a la suspensión de las intervenciones sociales en marcha, y la sede de la Fundación fue habilitada para acoger al personal sanitario que lo solicitara, brindándole el apoyo necesario. Por otro lado, y con el fin de seguir formando a nuestros jóvenes universitarios, la programación en curso prosiguió su marcha de forma online. No obstante, las desigualdades existentes en materia de acceso y uso de las tecnologías de la información y la comunicación entre grupos sociales ha provocado que la reanudación inmediata de las iniciativas dirigidas a niños/as y adolescentes migrantes no acompañados/as, y a personas de edad avanzada, hayan sido pospuestas. El grado de urgencia con el que las necesidades de ambos colectivos requieren ser atendidas es mayúsculo, hecho que requiere una búsqueda inmediata de soluciones integrales y eficaces.

Ahora más que nunca, es vital doblar esfuerzos para reinventarse, cooperar y tratar de mitigar las consecuencias derivadas de la pandemia. Desde la Fundación, queremos transmitir un mensaje de aliento y esperanza a todas las personas, y en especial, a aquellas a las que se orienta nuestra actuación. Las iniciativas previstas retomarán su curso tan pronto como sea posible y en condiciones de seguridad, pues todas ellas son fundamentales para seguir dando respuesta, de modo transversal, a las problemáticas que afectan a quienes fundamentan nuestra razón de ser como entidad social.

No Comments

Sorry, the comment form is closed at this time.